La razón de la sin razón que Miguel de Cervantes cita mágicamente en su obra cumbre, hoy abruma y fastidia a la humanidad; una frase que desmontó del famoso Rocinante del Quijote para subirse al rocín Covid-19 y así poder cabalgar sobre la sociedad global con la nueva razón adquirida: una plandemia que trae nuevos coronavirus para establecer en este planeta un cambio radical, mediante una cofradía de personas e instituciones que según pruebas al canto buscan el dominio productivo con laceración de la muchedumbre sedienta y costosa, aplicándole a ella una inoculación obligatoria portante de microorganismos pestilentes, mediante el uso y abuso de la tecnología de punta que obra en su poder. De aquí en más el autoritarismo, el terror psicológico, los tapabocas y el confinamiento son parte de los nuevos barrotes que encarcelarán la libertad, la autonomía, la salud y el bienestar de la población mundial.  Por...