Si estás cansado de hacer siempre lo mismo y al finalizar el día sientes que tu interior aún está insatisfecho y tu ansiedad busca obtener recompensas superiores, más allá de los logros que hayas conseguido hasta el presente, quizá te encuentres en el momento propicio para hacer un giro vital en tu vida, pues tal estado personal podría acercarte nuevas oportunidades. Piensa en las múltiples actividades que has ejercido en tu vida y medita sobre tus acciones en todos los ámbitos que has actuado hasta este día: familiar, social, laboral y más… De todas ellas, elige cuáles han sido las más gratificantes y, además, qué harías con beneplácito a toda hora, sin descanso sin lamentarte y sin remuneración alguna. Familiarízate con esos instantes…y presta atención especial a las emociones vividas durante esas circunstancias. Seguidamente,…sólo observa tu ánimo. Ahora, sabes cuáles han sido tus mejores horas y, posiblemente, en ese...